4 consejos para cuidar tus gafas graduadas

¿Quieres que tus gafas te duren mucho tiempo?. Presta mucha atención a los consejos para cuidar tus gafas graduadas que te ofreceremos en este artículo. Están basados en los más de 22 años de experiencia como óptica en Figueres, Girona. 

¿Quieres que tus gafas te duren mucho tiempo?. Presta atención a los consejos para cuidar tus gafas graduadas que te ofreceremos en este artículo. Están basados en los más de 22 años de experiencia como óptica en Figueres, Girona.

Y es que así como en este blog hablamos de manera periódica del cuidado de tu salud ocular, creemos también que debemos hablarte del cuidado que debes dar a tus lentes graduadas.

A nuestro taller de reparación de gafas llegan cristales rayados o desmontados, monturas flojas o rotas puesto que son un producto que se debe tratar con suma delicadeza. Vamos con los consejos para esta ocasión: 

Consejo #1. Nunca olvides tu funda

Las personas que rompen o rayan sus gafas graduadas a menudo lo hacen porque siempre las llevan sueltas por cualquier sitio y en un descuido se les caen, rozan contra algo, simplemente se sientan sobre ellas o colocan objetos pesados encima.

Mientras no estés utilizando tus gafas, éstas deben estar si o sí dentro de su funda. La funda es el complemento perfecto que evitarán que tus lentes se rayen o estropeen. 

Olvídate de llevarlas en tus pantalones, camisa o encima de la frente. ¿No las estás usando?. A su funda. ¿Que no tienes funda para tus gafas o la has perdido?. Pues no esperes más y cómprate una.

Consejos para cuidar tus gafas graduadas #2. Siempre boca arriba.

Ya sea por costumbre o por descuido, lo más común es que las gafas graduadas sean dejadas en cualquier sitio -incluso en la funda misma-boca abajo.¿Qué ocurre?.

Que con el movimiento las gafas comienzan a rozarse contra la superficie en la que han sido dejadas:

  • Un escritorio
  • El banco de la cocina
  • La guantera del coche
  • Encima del portátil
  • En el lavamanos
  • Etc

Si quieres que el cristal de tus gafas no se raye y te dure mucho tiempo evita permanentemente dejarlas en cualquier sitio boca abajo.

Lavado y limpieza de las gafas graduadas

Este es el apartado que más dudas genera a nuestros pacientes de la óptica. Y es que las gafas está expuestas al polvo, al humo, a la suciedad de nuestras manos y de los lugares donde las dejamos. (Una funda por favor, cómprate una funda).

Lava tus gafas sin miedo, para ello deberás hacerlo utilizando un jabón neutro líquido del que extraerás una gota y dejarás caer en tu yema del dedo para luego frotar sobre las gafas que previamente has pasado por agua tibia.

Deberás frotar suavemente con tus dedos los cristales y montura de tus gafas sin ejercer excesiva presión. Una vez te hayas asegurado de haber enjabonado todo el accesorio vuelve a pasarlo por el grifo y aclara, a continuación sécalas con un paño de microfibras.

Recuerda que siempre estará la opción clásica de limpieza con líquido en spray específicamente indicado para la limpieza de gafas graduadas, pero el lavado viene bien cuando nuestras gafas tiene mucha suciedad acumulada o restos difíciles de remover sólo con este líquido.

Nunca utilices servilletas o pañuelos de papel para limpiar tus gafas

Siguiendo con más consejos para cuidar tus gafas graduadas queremos hablar de otro caso frecuente: el usuario de gafas que nunca lleva consigo el paño de microfibras que se le entregó al momento de comprar sus gafas graduadas.

Esto provoca que en momentos específicos donde se necesita limpiar las gafas se tome lo primero que se tiene al alcance: servilletas o pañuelos de papel. 

El material con el que están fabricados tus lentes graduadas sólo es resistente a la limpieza con paño de microfibras, cualquier otra opción para limpiarlas provocará que se rayen y en consecuencia que tus gafas no ofrezcan su mejor función.

Si no quieres verte en la necesidad de llevarlas a un taller para su pulido o para su reemplazo lleva siempre a mano un paño específico para limpiar gafas graduadas.

Unas últimas recomendaciones generales

  • No limpies tus gafas graduadas con jabones detergentes
  • En época de verano nunca las dejes dentro del coche y expuestas al sol y altas temparaturas
  • No permitas que las varillas de tus gafas vayan sueltas, pero tampoco las apretes en exceso puesto que en ambos casos sólo provocarás el deterioro definitivo de las mismas.
  • Lleva tus gafas a tu óptica más cercana para que sean limpiadas, ajustadas y reparadas por un profesional

¿Te han gustado nuestros consejos para el cuidado de tus gafas graduadas?. Si es así, comparte este artículo en tus redes sociales y ayuda a tus amigos a cuidar mejor sus gafas graduadas.

Recuerda que nuestra óptica está ubicada en calle Concepción Nº11, Figueres. Ahí nuestro personal humano y nuestro equipo tecnológico harán que tus gafas graduadas queden como nuevas.